martes, 23 de febrero de 2016

5 cosas que un escritor puede aprender de Star Wars




Hay un eterno debate entre los amantes del cine sobre si Star Wars es Fantasía o Ciencia-ficción. De hecho, ese debate lo tuvimos en mi canal de Youtube y, al final, llegamos a la conclusión de que Star Wars —sobre todo los antiguos episodios— que, desde mi punto de vista son los que más molan, era Space Opera, un subgénero dentro de la Fantasía

Lo que sí es cierto y, en eso no hay discusión, es que Star Wars está lleno de frases brillantes. Y esas frases sirven de inspiración a escritores, tanto de Fantasía como de Ciencia-ficción. 

¿No me crees? "Su carencia de fe me resulta molesta", que lo sepas. Hoy traigo al Fogón 5 enseñanzas que un escritor puede extraer de Star Wars. 



Siempre en movimiento está el futuro.

¿Habría alguien pensado hace diez años en el vuelco que internet está dando al mundo editorial? Me he dado cuenta de que los escritores de Fantasía y SCi-Fi son los que menos reticencias ponen siempre a probar nuevas sendas. El futuro está en moverte entre la edición tradicional y la autoedición, sin desechar ninguna, siendo un autor multitarea que gestiona su obra. 


No lo intentes. Hazlo o no lo hagas, pero no lo intentes.

¿Quieres ser escritor? Entonces, tú eres el primero que debe créerselo. Si tú no lo crees y te autodenominas juntaletras porque aquello de "escritor" como que te da cosa, ¿cómo esperas que lo crean los demás? Sé profesional y actúa como tal. No lo intentes. Ser escritor es un trabajo. Escribe todos los días. Sé disciplinado. Haz que sea realidad. 


Siempre ha de haber dos: ni más ni menos. 
Un maestro y un aprendiz. 

Vale, sí, solo con creerse escritor no está hecho todo. Evidentemente, tiene que haber un talento natural, pero hay que formarse, aprender de los que lo hacen mejor que tú, filtrar el trigo entre la paja de las críticas negativas para aprender de tus lectores, leer mucho y diseccionar lo que lees.


Tu enfoque determina tu realidad.

Además, tienes que planificar tu trabajo, fijarte metas, objetivos, desarrollar un plan de marketing digital (Sí, me temo que esto también). El enfoque tiene que ser acorde a los tiempos y los tiempos en los que las editoriales se encargaban de todo han pasado a la historia. 


El miedo es el camino hacia el lado oscuro, el miedo lleva a la ira, la ira lleva al odio, el odio lleva al sufrimiento. Hay mucho miedo en ti.
Tienes miedo a fracasar, a hacer el ridículo, al rechazo. Eso te lleva a ver a los que triunfan con envidia y resquemor (sin darte cuenta de que detrás de cada triunfo hay mil horas de trabajo en la dirección correcta). Fuera miedos. Aprende de tus errores. ¿No sale bien? Analiza qué ha fallado y vuelve a intentarlo. 

Pero, bueno, también Star Wars dice que "la capacidad de hablar no hace más inteligente", así que podéis hacer caso omiso de todo lo que digo. Y mandarme al cuerno. Directamente. 

Pero si me hacéis caso, queridos literaturadictos, que la Fuerza os acompañe, porque esto de ser escritor es un campo plagado de asteroides en el que no funciona la hipervelocidad. 





1 comentario:

  1. Esta nueva entrada me encanto. Hay tanta razón en tus palabras, Ana.
    En definitiva, la frase que más me gusto es la de: No lo intentes. Hazlo o no lo hagas, pero no lo intentes.
    No he visto la saga completa de Star Wars, pero al ver la cantidad de lecciones que da, me estoy planteando darle una oportunidad.

    ResponderEliminar